¿Cuáles son los requisitos para pedir un préstamo personal?

¿Estás pensando en hacer una remodelación en tu casa? ¿Querés cambiar el auto? ¿No te alcanza el efectivo con el que tenés ahorrado? ¿Necesitas una ayuda económica? Un préstamo personal es la mejor opción para poder desarrollar tus proyectos sin tener que demorarlos por la falta de dinero.

Comúnmente se promociona a los préstamos personales bajo varios nombres, por ejemplo, préstamos al consumo, préstamos al estudio, préstamos reformas, préstamos coche, etc. Todos ellos se incluyen dentro de lo que conocemos por “préstamo personal”. En varias instituciones bancarias con el simple hecho de ser cliente con cierta antigüedad, uno ya puede contar con un préstamo por un monto fijo pre-aprobado que puede solicitarlo por la web del banco aceptando las tasas de interés. Sin embargo, si este no es su caso, acceder a un préstamo a través de una institución financiera es una operatoria muy rápida y sencilla.

A continuación detallamos los requerimientos que podes encontrar al momento de solicitar el préstamo personal:

  • Libre de deudas: Una de las primeras cosas que va a verificar la entidad financiera a la que asistas es que no cuentes con deudas en otras instituciones como bancos o casas de préstamos.
  • Ingresos comprobables: si trabajas en relación de dependencia se demuestra fácilmente con los recibos de sueldos, demostrando cierta cantidad de meses de antigüedad.

    Si trabajas como autónomo, tendrás que demostrar que se tiene regularidad en la facturación. Según el régimen en el que se esté inscripto van a pedir más o menos documentos (Declaración Jurada de IVA, DDJJ de Ganancias, aportes jubilatorios, etc).

    Para ambos casos, el ingreso comprobable requerido varía si se trata de un préstamo para una persona o para un grupo familiar.

  • Garantía: Depende del préstamo la institución puede pedir una garantía, que puede ser un título de una propiedad de un familiar o un allegado que esté dispuesto a ser su garante. Si no cuenta con una garantía hipotecaria, puede averiguar si la institución acepta trabajar con una empresa que le auspicie de garante como puede ser FO.GA.BA.

Una cuestión a tener en cuenta es que no contar con una garantía no es sinónimo de rechazo del préstamo solicitado. Sin embargo, esto seguramente infiera en nuestra calificación y nos presten menos dinero del solicitado.

El principal beneficio de estos préstamos es que no hacen hincapié en qué se van a utilizar y se otorgan rápidamente. Como marcábamos al principio de este artículo, la finalidad puede variar desde hacer un máster en el exterior a pagar una fiesta de 15 años, o cambiar los muebles de su casa a renovar el auto. La institución financiera no se fijará en que se gastará el dinero sino que quien lo solicita pueda devolverlo en los plazos pactados pagando la tasa de interés arreglada.

En resumen, si es un buen pagador y está buscando cómo financiarse, quizá un préstamo personal sea una alternativa atractiva para no seguir enfrentando una limitante por no tener efectivo disponible.

¿Qué es un préstamo personal?

Un préstamo personal es un contrato en el que intervienen dos partes, por un lado, la entidad financiera que lo otorga y, por el otro, el prestatario que es el beneficiario de una cantidad de dinero  y quien contrae la obligación de que devolver dicho efectivo junto con el pago, además, de unos intereses pactados y los gastos derivados de la operación.

 

13

 

 

Los préstamos personales son un tipo de préstamo que se suele utilizar para financiar una necesidad específica en un momento dado si no se tiene ahorrado dinero suficiente para hacer frente a ese gasto, como un coche, viajes, estudios en el extranjero o de postgrado, muebles, reformas, etc., y, generalmente, de un valor no muy alto. Los préstamos personales también son conocidos como préstamos al consumo. Por lo general, las entidades ofertan infinidad de préstamos personales con distintos nombres comerciales como puede ser préstamos coche, préstamo vacaciones, préstamos boda, etc. Todos ellos son prácticamente lo mismo con unas pequeñas diferencias.

 

Antes de concederle un préstamo, la entidad financiera realizará un estudio de viabilidad para valorar su capacidad de pago donde se contemplarán sobre todo sus ingresos mensuales y sus compromisos de pago como otras deudas pendientes para estimar si va a poder pagar las cuotas mensuales del préstamo sin dificultades. Así mismo, la finalidad de esta verificación previa es ver que no se pida el préstamo para cancelar otro préstamo y entrar así en un círculo vicioso de dependencia. El dinero que se pide debe ser utilizado para comprar un producto o para solventar una operación particular.

 

El importe del préstamo, el plazo y el tipo de interés determinan la cuota mensual a pagar. Cuanto mayor es el plazo, menor será la cuota mensual, pero el coste total será más alto porque estará pagando intereses durante más tiempo.

 

Características:

Para poder optar por el préstamo que más nos conviene debemos tener en cuenta las siguientes detalles:

 

  • Tipo de interés.
  • Comisiones de apertura y cancelación (total o parcial).
  • Otros gastos.
  • Plazo de amortización (el tiempo para devolver el dinero prestado).
  • Importe de la cuota mensual (vendrá determinado por la TAE y el plazo).
  • Documentación requerida.

 

Tipo de interés:

El tipo de interés es el precio que la entidad financiera cobrará por prestarnos dinero. Al momento de decidir dónde vamos  a tomar el préstamo no solo debemos ver el interés nominal sino también la Tasa Nominal Anual (TNA) o el Costo Financiero Total Nominal Anual (CFTNA).  El TNA es el dato más utilizado por los clientes de entidades financieras para contrastar las diferentes rentabilidades que ofrecen los productos bancarios. Mientras que el CFTNA es una medida mucho más completa sobre la rentabilidad que la TNA debido a que tiene en cuenta las posibles comisiones o gastos que nos puedan aplicar.

También debemos prestar atención a la TEA o Tasa Efectiva Anual, que es el interés que efectivamente se aplicará si abrimos un préstamo Estás tasas nos va a permitir conocer cuál va a ser el coste efectivo o real de la operación en un periodo anual. 

¿Cuáles son los principales beneficios de un préstamo?

Solicitar este tipo de apoyo económico puede proveer fondos muy necesarios. A continuación veremos las diferentes ventajas que posee pedir un préstamo:

  • Usos múltiples: El primer punto a resaltar es que un préstamo puede tener múltiples usos y te permite financiarte de una sola vez para lograr tus objetivos. Gracias a ellos hay familias que pueden construir o amueblar sus casas, hay negocios y emprendimientos que pueden financiar la compra de maquinaria nueva,  y hay personas que pueden comprarse un auto, organizar un casamiento o realizar el viaje que siempre quisieron. Por estas razones, este instrumento económico es de gran ayuda para los que no cuentan con suficiente efectivo al momento de volver realidad sus planes profesionales o sus anhelos personales.
  • Es sencillo y rápido conseguir. El prestamista te va a asesorar sobre los diferentes tipos de préstamos y, de ser necesario, pedirá información extra con la que se deberás complementar la solicitud para el apoyo económico. Dicha documentación puede ser, por ejemplo, una copia del último recibo de sueldo (para trabajadores en relación de dependencia) o copia del título de una propiedad. Es importante tener en cuenta que los requisitos que puede pedir un banco al momento de otorgar un préstamo siempre van a ser mayores a los que puede pedir una entidad financiera.  

 

10

 

Además, normalmente no se tiene que justificar demasiado la finalidad con la que está solicitando el apoyo económico sino demostrar que se es rentable para devolver el dinero prestado.

  • Cuotas accesibles: En concordancia con el punto anterior, al momento de solicitar el préstamo, el prestamista tomará en cuenta tu situación financiera analizando tus ingresos y antecedentes financieros. De esta forma se asegurará que quien solicita el dinero pueda cumplir luego con plazos y montos de pagos de acuerdo a sus posibilidades y así evitar el sobreendeudamiento.
  • Ayuda a los emprendedores: Los préstamos son ideales para micro-emprendimientos teniendo en cuenta que su devolución es, por lo general, en el mediano o largo plazo lo que permite “poner a trabajar el dinero” antes de tener que devolverlo en su totalidad. Por esta razón, los pequeños empresarios o profesionales encontrarán en ellos un gran impulso para sus negocios al momento de empezar a trabajar por cuenta propia.

A su vez, los préstamos, también cumplen un rol importante en pequeñas empresas ya establecidas pero que quieren pegar un salto de calidad en el mercado. El aporte económico puede colaborar en los más variados proyectos, desde comprar una nueva máquina para hacer más competitivo su producto, a poner un stand en una exposición para darse a conocer en el rubro, o afrontar la realización de una exportación de su producto. La decisión dependerá de qué inversión se quiera hacer.

Como vemos, los beneficios de un préstamo son múltiples para poder tener al alcance de las manos el sueño que siempre quisimos cumplir… ya sea a nivel personal o profesional.